saltar al contenido Saltar al men de navegacin

TESOROS MUSEOS I (2013) DURERO 8 ESCUDOSID92837031

TESOROS MUSEOS I (2013) DURERO 8 ESCUDOS

1.390,00 €  

ORO DE INVERSIÓN ¡Exento de IVA!

En la serie de monedas de colección denominada "Tesoros de los Museos Españoles" se reproducen piezas emblemáticas de los Museos de nuestro país.

Todas las obras que se reproducen en esta I Serie, se conservan en el Museo Nacional del Prado.

En el anverso de la moneda se reproduce una imagen de la obra titulada "Autorretrato", realizada en 1498.

En el reverso se reproducen sendas imágenes de los cuadros titulados "Adán" y "Eva", ambos pintados en 1507.
Información de la Moneda
Serie TESOROS DE MUSEOS ESPAÑOLES  
Métrica 8 ESCUDOS  
Año Emisión 2013  
Calidad PROOF  
Diámetro (mm) 38  
Valor Facial (Euro) 400
Pureza (‰) 999  
Metal ORO  
Peso (g) 27  
Tirada (unds.) 3.000  

En el anverso de la moneda se reproduce una imagen de la obra titulada "Autorretrato", realizada en 1498. En esta obra Durero se retrata como un gentiluomo, vestido con tonos claros y con sus mejores galas, con la intención de elevarse de artesano a artista y situar la pintura entre las artes liberales, como en Italia. Cabe destacar algo que es propio de sus retratos: el dominio psicológico, patente en el contraste entre el carácter sensual de sus facciones y su mirada fría y penetrante. La satisfacción de su propia capacidad artística se comprueba en la inscripción del alfeizar de la ventana, escrita en alemán: 1498, lo pinté según mi figura. Tenía yo veintiséis años Albrecht Dürer. En el reverso se reproducen sendas imágenes de los cuadros titulados "Adán" y "Eva", ambos pintados en 1507. Durero realiza estas dos tablas al regreso de su segundo viaje a Italia en 1505 y ambas suponen un intento de sintetizar las enseñanzas recibidas, a fin de alcanzar la perfección ideal del cuerpo humano, para lo que el asunto bíblico es un simple pretexto. Su conocimiento del desnudo clásico raya a una altura prodigiosa al tiempo que la exactitud del dibujo revela un pulso de grabador único, anclado en las tradiciones del Norte. Ambas tablas fueron un regalo de la reina Cristina de Suecia a Felipe IV. Copyright Madrid Museo Nacional del Prado