saltar al contenido Saltar al men de navegacin

ANTONIO DE NEBRIJA (2022) 8 REALESID92927005

ANTONIO DE NEBRIJA (2022) 8 REALES

66,55 €  

55,00 €   * IVA no incl.

74  Disponible

 

Con motivo de la celebración del V Centenario del fallecimiento de Antonio de Nebrija, la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre emite una moneda conmemorativa de este filósofo y humanista creador de nuestra Gramática.

En el reverso de la moneda aparece una imagen de la estatua de Antonio de Nebrija ubicada en el municipio sevillano de Lebrija.

Encima de la imagen, en sentido circular y en mayúsculas, la leyenda V CENTENARIO DE ANTONIO DE NEBRIJA, y en la parte posterior una alegoría del abecedario de la lengua castellana.

Información de la Moneda
Métrica 8 Reales  
Año Emisión 2022  
Calidad Proof  
Diámetro (mm) 40  
Valor Facial (Euro) 10
Pureza (‰) 925  
Metal Plata  
Peso (g) 27  
Tirada (unds.) 7.000  

ANTONIO DE NEBRIJA (2022) 8 REALES

V Centenario de Antonio de Nebrija 1522 - 2022

Con motivo de la celebración del V Centenario del fallecimiento de Antonio de Nebrija, la Fábrica Nacional de moneda y Timbre-Real Casa de la Moneda emite una moneda conmemorativa de este filósofo y humanista creador de nuestra Gramática.

Antonio de Nebrija (c. 1441-1522) fue filósofo, lingüista, historiador y, sobre todo, un gran humanista. Se le considera como el primer lingüista en realizar la gramática en una lengua europea moderna por su Gramática castellana (1492).

Como humanista, trabajador incansable y hombre superdotado, sus campos de actividad no se limitaron a la filología de la lengua castellana y las lenguas clásicas, sino que abarcaron amplias áreas culturales: fue lingüista, gramático, lexicógrafo, traductor, exégeta bíblico, docente, catedrático, escritor, poeta, historiador, cronista real, pedagogo, impresor y editor. Sus textos versan sobre áreas tan diversas como el derecho, la medicina, la astronomía, la historia o la educación de los niños.

Cuando Nebrija nace, la Península vive en la Edad Media, cuando fallece, sus coetáneos se hallan ya en la Edad Moderna.

La modernidad de Nebrija es sorprendente: en la transición del siglo XV al XVI, Nebrija valoraba objetivamente el conocimiento independientemente de su procedencia, lengua o cualquier otro condicionante cultural, étnico, nacional, religioso o sexual. A él debemos el primer gran alegato contra la censura y a favor de la libertad de expresión. Este es uno de sus fragmentos más memorables, válido para las democracias liberales actuales, y que cualquier persona debería conocer:
“¿Qué diablos de servidumbre es esta, o qué dominación tan injusta y tiránica, que no se permita, respetando la piedad, decir libremente lo que pienses? ¿Qué digo decirlo? Ni siquiera escribirlo escondiéndose dentro de los muros de tu casa, o excavar un hoyo y susurrarlo dentro, o al menos meditarlo dándole vueltas en tu interior”.